Consejos para utilizar TeamViewer de forma más eficaz y fluida

TeamViewer es un software de control remoto y conexión utilizado por muchos usuarios debido a sus características sobresalientes. Los usuarios pueden descargar e instalar TeamViewer en sistemas operativos Windows, Mac y Linux. Es una aplicación gratuita y fácil de usar que te permite conectarte a cualquier computadora o servidor en cuestión de segundos.

Pero a veces, ser fácil de usar no significa que no tendrás dificultades. El siguiente artículo compartirá consejos para ayudarte a obtener una experiencia más efectiva con TeamViewer.

1. Optimiza la calidad de imagen y velocidad

Si deseas utilizar el dispositivo al que te estás conectando como si estuvieras frente a una computadora, deberás ajustar la configuración de pantalla completa. En la barra de herramientas de TeamViewer en la parte superior, haz clic izquierdo en «Ver» > «Escalado» y selecciona el modo de pantalla completa.

Sin embargo, es mejor si puedes combinar las resoluciones de pantalla de ambas máquinas. De lo contrario, tu computadora remota podría tener el «síndrome de pantalla panorámica» y crear barras negras en la parte superior y inferior de la pantalla o experimentarás una calidad de imagen extremadamente pobre.

No te preocupes por restablecer todo; tu computadora volverá a la configuración original después de desconectarte.

Si experimentas retrasos o lag, puedes ajustar algunas configuraciones seleccionando «Ver» en la barra de herramientas de TeamViewer. Luego, mueve el control deslizante de la sección «Calidad» desde «La mejor calidad» hacia «La mayor velocidad» y selecciona «Optimizar velocidad». De esta manera, aunque sacrificarás la calidad de imagen, superarás la latencia.

Cuando regreses al menú de Calidad, verás algunas opciones en «Editar configuración personalizada», como reducir colores, desactivar el esquema de colores Aero de Windows y desactivar las ilustraciones de la interfaz gráfica de usuario (GUI).

Personalízalo a tu gusto hasta que estés satisfecho con la velocidad de conexión lograda. Si todo sigue siendo demasiado lento, es posible que necesites encontrar una conexión a Internet con una velocidad mejor.

2. Usa tu cuenta de TeamViewer para un acceso rápido y fácil

Normalmente, al iniciar TeamViewer, se te asignará un ID y una contraseña aleatorios. Sin embargo, al crear una cuenta de TeamViewer, puedes acceder fácilmente a tu computadora en cualquier lugar y en cualquier momento que desees.

En el escritorio, abre TeamViewer y busca la opción «Conexión» en la parte superior izquierda de la ventana, haz clic en ella y elige «Configurar acceso sin supervisión»… luego sigue las instrucciones para configurar una nueva cuenta.

Para conectarte al dispositivo que has configurado para un acceso sencillo, ingresa el ID del socio y luego haz clic en «Conectar al socio». Desconéctate de la computadora y haz clic en el icono de estrella en el mismo lugar donde acabas de ingresar el número de ID. Ahora tienes la opción de crear una cuenta gratuita de TeamViewer. Puedes guardar nombres y contraseñas para su uso futuro.

Entre las características de TeamViewer, una destacada es Wake-On-Lan, que te permite despertar de forma remota una computadora en modo de suspensión o hibernación. Para habilitar esta función, tu sistema debe cumplir con los siguientes criterios:

  • La computadora está conectada a una fuente de energía.
  • La tarjeta de red de la computadora admite la función de Wake-On-Lan.
  • La computadora está conectada a Internet.
  • La computadora se encuentra en uno de los siguientes estados:
  • Suspensión: Inicio > Suspensión
  • Hibernación: Inicio > Hibernación
  • Apagado (apagado suave): Inicio > Apagar

3. Comparte archivos entre varias computadoras.

Puedes mover archivos de un dispositivo a otro con TeamViewer. Ve a la barra de herramientas de TeamViewer y selecciona «Transferencia de archivos» para acceder a los archivos en el escritorio o «Caja de archivos» para arrastrar y soltar los archivos que deseas compartir.

Si utilizas TeamViewer en Windows y te conectas a una red no segura, como una red Wi-Fi pública, puedes configurar una VPN en TeamViewer para obtener protección adicional. Para hacerlo, primero debes conectarte a la computadora, luego selecciona «Extras» en la barra de herramientas de TeamViewer y haz clic en «VPN» y «Iniciar».

Una vez que hayas creado la VPN, puedes seleccionar «Transferencia de archivos» y compartir los archivos como lo harías normalmente. La opción de VPN permite que la computadora que estás utilizando utilice la misma red que la computadora que estás controlando. Esto significa que puedes controlar dispositivos de forma remota, como impresoras, e imprimir en casa o acceder a la unidad para recuperar datos importantes.

4. Registra lo que haces.

Cuando utilizas TeamViewer, puedes grabar sesiones. Una vez conectado, selecciona «Extras» en la barra de herramientas de TeamViewer y haz clic en «Grabar». Allí verás tres opciones: «Iniciar», «Pausar» y «Detener». Cuando hagas clic en «Iniciar» para comenzar la grabación, verás que el icono de grabación (REC) parpadeará en la esquina derecha de la pantalla.

Cuando detengas la grabación, simplemente selecciona la ubicación donde deseas guardar el archivo. Con el archivo de audio guardado, puedes reproducirlo, detenerlo o incluso convertirlo a otro formato.

5. Control en dispositivos móviles.

En caso de que necesites acceder a una computadora en casa pero actualmente no tengas una laptop frente a ti, puedes conectarte utilizando tus dispositivos móviles.

Con la aplicación de TeamViewer en dispositivos móviles, puedes controlar dispositivos de forma remota e incluso realizar transferencias de archivos como en una computadora.

TeamViewer tiene una interfaz amigable, es fácil de usar y ofrece una variedad de características útiles para el trabajo que siempre son apreciadas por los usuarios. Con los consejos introducidos anteriormente, esperamos que puedas aprovechar al máximo sus características.

Sigue este enlace si desea mas consejos sobre teamviewer

Deja un comentario